Según un estudio, Los Angeles tiene más que perder en el sub conteo del censo

by | May 1, 2019 | Spanish

By Mark Hedin, Ethnic Media Services | Translated by Oscar Arteta

California da la bienvenida a mucha gente nueva cada día, pero algunas regiones están creciendo tan rápido que pueden quitarle el poder político a las de crecimiento más lento. Los Angeles, el condado más poblado en la California actual, con más de 10 millones de habitantes, está perdiendo terreno frente al Área de la Bahía de San Francisco y los condados de San Bernardino y Riverside.

En su reciente informe: “Winners and Losers: The 2020 Census and California’s 2021 Redistricting,” el instituto Rose sobre Gobiernos Estatales y Locales (Rose Institute of State and Local Government) del Claremont McKenna College, observa las tendencias de población en todo el Estado y explica como esos cambios juegan un rol en el ámbito político.

En general, se proyecta que el Estado tenga un aumento de población del 8.7% respecto al que tenía en 2010, mientras que, en California, se espera que el Área de la Bahía de San Francisco muestre un crecimiento general del 11.9%, con los Condados de San Francisco en un 14%, Alameda un 14.5% y Contra Costa un 13.4%. Los condados de Santa Clara, Solano y San Mateo también están teniendo un crecimiento demográfico de dos dígitos.

En el sur de California, el Condado de Riverside aumentó un 15.2%, los condados de San Bernardino y Orange un 8.6% cada uno y San Diego un 11.2%. Pero la mayor parte de Los Angeles está creciendo a una tasa inferior al 5%.

Se supone que los distritos políticos deben incluir un número igual de personas. Así que cuando el Censo muestra que una región tiene más gente de la que solía tener, y otra tiene menos, se redefinen los límites de los distritos para equilibrar sus respectivas poblaciones.

Pero, así como Los Angeles está a punto de perder representación en Sacramento, los mismos principios que se aplican a las legislaturas estatales también entran en juego cuando se reparten los escaños en el Congreso de Estados Unidos. California, y el Sur y el Suroeste en general, han ganado escaños consistentemente. Pero en 2020, California podría, por primera vez, perder un escaño en el Congreso.

Cuatro distritos centrales del Congreso de Los Angeles – cada uno controlado por un demócrata de ascendencia hispana o asiática – se consolidarían en tres distritos para permitir que otro escaño en el Congreso vaya a un Estado de más rápido crecimiento, como Texas o Florida.

La metodología de cómo se distribuyen los escaños del Congreso es extrañamente complicada e imposible de explicar. Pero, básicamente, cada Estado obtiene un escaño y luego los 385 restantes se distribuyen según la población.

Los cuatro distritos del Congreso considerados como candidatos más probables para la contracción son el Distrito 27 de Judy Chu, en Pasadena; el Distrito 32 de Grace Napolitano, en El Monte; el Distrito 38 de Linda Sanchez, en Lakewood; y el Distrito 40 de Lucille Roybal-Allard, en Downey.

Mientras que en el pasado los esfuerzos de redistribución de distritos intentaron preservar la identidad étnica de tal distrito, esos cuatro distritos están rodeados por otros con una demografía similar, así que, si California perdiese un escaño en el Congreso, parece seguro que sería uno que pertenecería a un demócrata de ascendencia hispana o asiática, según lo que indicó Douglas Johnson, uno de los autores del informe, a Ethnic Media Services.

Sin embargo, dijo, una diferencia al contar tan sólo 40,000 californianos más en el censo podría evitar que eso ocurra.

Las proyecciones del informe se basan en datos recopilados por la Oficina del Censo en sus Encuestas Comunitarias Estadounidenses anuales hasta el 2017 y extrapolados de allí en adelante, luego comparados con los datos del Censo de 2010.

Los condados de Los Angeles, San Bernardino y Riverside se han comprometido a formar Comités de Conteo Completo para asegurar que todos sus residentes sean contados en el censo del próximo año.

Mark Hedin

Mark Hedin

Reporter

Mark Hedin is a reporter for Ethnic Media Services. He has spent a lifetime in the newspaper business, with extensive experience at the San Francisco Examiner, the San Francisco Chronicle, the East Bay Times, Central City Extra, and SF State’s Golden Gater, as well as other papers.